martes, 25 de julio de 2017

Una sonrisa, una mirada…

Una sonrisa, una mirada…

Los buenos sentimientos hacia los demás son como un ungüento que cura las heridas y restablece la amistad en las relaciones.

Los buenos sentimientos se generan en tu mente, se transmiten a través de tu actitud y se reflejan en tus ojos y en tu sonrisa.

Una sonrisa abre el corazón y una mirada puede hacer milagros.
B. Kumaris

sábado, 22 de julio de 2017

Ritual de la sal

Ritual de la sal

— TODOS LOS PRIMEROS DOMINGOS DE CADA MES. (Siempre tendrá mas fuerza si el domingo coincide con el día 1 del mes).
— COGER UN VASO BLANCO, TRANSPARENTE. Solo debe usarse para eso, no para el uso diario común. Sepáralo como tengo yo guardada una copita.
— LLENARLO DE AGUA y ECHARLE UNA PIZCA DE SAL. Mirar la hora y no moverlo. Esperar 1 hora.
— CUANDO HAYA PASADO LA HORA, ECHARSE ESA AGUA EN LAS MANOS, COMO SI TE LAS LAVARAS. SIN SECARSE y decir mientras tanto:
— ¡Oh sal protectora y bienhechora. haz que la prosperidad fluya a mis manos y a mi hogar!”
agua
Es todo. Verán que no les faltará ni trabajo ni dinero! Hay un montón de amigos que lo hacen y no falla!
La sal tiene propiedades mágicas para promover la abundancia, por eso el agua de mar es tan valiosa. Antiguamente se saludaba a un invitado ofreciéndole sal y pan y por sus propiedades beneficiosas se cuidaba de no botarla, pues NO ERA  que diese “mala suerte” derramar la sal… sino que se estaba “derrochando la buena suerte”!!!!

jueves, 20 de julio de 2017

Estudiante de la vida

Estudiante de la vida

Los que recorremos el sendero espiritual deberíamos tener la meta de aprobar con honores. Esto significa que la comprensión y el poder espiritual de Dios se han asimilado tan bien que ni un solo desafío de la vida se afronta sin ecuanimidad o verdad. El corazón es misericordioso y altruista, nunca se apena ni causa tristeza. Los sentimientos son puros, es decir, libres de necesidades o expectativas, y estos sentimientos puros se comparten en abundancia con los demás.
Y no habremos conseguido esto convirtiéndonos en ermitaños y alejándonos de la vida cotidiana, sino permaneciendo completamente en el mundo.
Ahora es el momento de convertirnos en tal exitoso estudiante de la vida. No deberíamos dudar de nosotros mismos. Nuestra propia determinación nos dará la fortaleza para avanzar y progresar. Tengamos fe en esto y prosigamos en el camino.

B.Kumaris


miércoles, 12 de julio de 2017

El amor espiritual

El amor es la cualidad principal en cualquier relación, pero el amor espiritual es el que nunca provoca tristeza. En primer lugar, es amor por la verdad, y cuando hay una experiencia de la verdad en el yo, el amor se convierte en un fuego que destruye la negatividad.
En el amor espiritual se pone de manifiesto la experiencia de la individualidad sin ser individualista. Es un amor que entrega, que no busca nada a cambio, igual que el sol no busca el reconocimiento de su brillo. No crea dependencia, es real y puro.
Cuando consigas alejarte del egoísmo y del apego, podrás dar fuerza espiritual, es decir, amor espiritual a los demás.

El amor espiritual es tener un corazón grande
capaz de albergar al mundo entero.

 
No hay necesidad de pensar que debes tener misericordia de esa persona o que debes respetar a tal otra. El respeto y la misericordia son naturales. El sentimiento de benevolencia reina y la comprensión guía los pasos.
B. Kumaris

domingo, 9 de julio de 2017

La dieta mediterránea agoniza

La dieta mediterránea agoniza

Se alaba a España y a otros países de nuestro entorno geográfico como paraíso de la dieta mediterránea pero… ¿de verdad se puede denominar así la dieta que seguimos hoy en día?
Comidas preparadas, profusión de alimentos industriales, prisas en la cocina y locales de comida rápida por doquier no parecen responder al alabado patrón de dieta mediterránea.

Y de hecho, un informe que acaba de publicar la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) analiza el impacto de los cambios del estilo de vida y de la globalización en la dieta mediterránea, una dieta que hasta ahora era “modélica” para el resto del mundo.

Hasta tal punto es (o quizá ya haya que decir “era”) una dieta ideal, tanto en términos dietéticos como por la sostenibilidad que representa para el medio ambiente, que en 2010 fue declarada por la Unesco “Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad”.

¿Qué es la dieta mediterránea y por qué es tan buena?

Más o menos todo el mundo sabe cuáles son los “ingredientes” de la dieta mediterránea: básicamente un alto consumo de vegetales (frutas, verduras, legumbres y frutos secos), un consumo moderado de carne y pescado (y dentro de éstos, un consumo preferente de pescado azul), de cereales (sobre todo trigo), aceite de oliva, vinagre, utilización de condimentos y especias, ajo y cebolla, y una copa de vino con las comidas.

Este patrón de alimentación, característico de países como España, Portugal, Francia, Italia, Grecia y Malta, se asocia a una vida larga y saludable, a una menor incidencia de enfermedades cardiovasculares, a menor riesgo de deterioro cognitivo y menores tasas de sobrepeso, así como a un menor índice de obesidad abdominal (un indicador del riesgo de diabetes, hipertensión, infarto y accidente cerebrovascular). Incluso a un menor riesgo en la incidencia y mortalidad por cáncer, a sufrir enfermedades pulmonares, asma y alergias y a beneficios a la hora de conservar la masa ósea.

Pero la dieta mediterránea no es sólo lo que comemos, sino que abarca todo el proceso que conduce a los alimentos desde la tierra y el mar a la mesa. Como declaró la Unesco: “es una filosofía de vida basada en una forma de alimentarnos, de cocinar los alimentos, de compartirlos, de disfrutar de nuestro entorno y nuestro paisaje, de vivir y de relacionarnos con el medio”. Y es que los mediterráneos no nos sentamos a la mesa sólo para comer, sino “para comer juntos y disfrutar de la compañía de amigos y familia”.

Salud, economía y sostenibilidad

Los beneficios de la dieta mediterránea (y los perjuicios de su abandono) no se limitan a la salud de sus gentes, sino que tienen un enorme impacto en el medioambiente y en las economías locales. Y es que debido a que se basa en gran parte en las hortalizas, tiene un escaso impacto en el medioambiente y requiere menos recursos que la producción animal. Por ello es sostenible y ha sido históricamente compatible con las economías locales.

El gran reto de los sistemas de alimentación es proporcionar a las poblaciones suficientes alimentos en cantidad y calidad, a la vez que se preservan los ecosistemas. Hay evidencias claras del coste que supone la dieta de una población en el medioambiente, en la economía y en la salud de esa población.

La sostenibilidad, el consumo de agua, los alimentos y las dietas están íntimamente conectados. Y la dieta mediterránea -hasta ahora- era un ejemplo de cómo funcionaba a la perfección ese engranaje.
Pero curiosamente, sólo cinco años después de que la dieta mediterránea fuera reconocida por un organismo internacional como algo digno de alabanza, otro organismo internacional ha tenido que alertar del riesgo de su desaparición.

La globalización, la comercialización de alimentos y los cambios en los estilos de vida están alterando los patrones de consumo en el Mediterráneo”, asegura la FAO en su informe.

El turismo, el desarrollo urbano, el agotamiento de los recursos naturales y la pérdida de los conocimientos tradicionales están acabando con la riqueza dietética y medioambiental del Mediterráneo. Cada vez llegan más productos de fuera de la región, los paisajes locales se han transformado en monocultivos no nativos mejorados (actualmente sólo se produce un 10% de las variedades de cultivos tradicionales) y también ha disminuido el número de razas de animales en todo el Mediterráneo.


Conclusiones alarmantes

Ya en el año 2012, expertos del Centro Internacional de Altos Estudios Gastronómicos Mediterráneos -CIHEAM- (coautores del informe de la FAO) celebraron un seminario internacional cuyas conclusiones no podían ser más alarmantes respecto a la evolución de los sistemas alimentarios en los países mediterráneos:
  • Los patrones de consumo y producción de alimentos actuales no son sostenibles en la cuenca del Mediterráneo, debido a la pérdida de biodiversidad, la degradación de los recursos naturales, la contaminación por pesticidas, el cambio climático, el alto consumo de energía y agua, la alta dependencia de las importaciones y la vulnerabilidad de muchas comunidades rurales y urbanas.
  • En la cuenca mediterránea se están produciendo numerosos problemas de nutrición (desnutrición, deficiencias de micronutrientes, sobrepeso y obesidad…) debido al cambio reciente y drástico en los patrones dietéticos. La evolución de las enfermedades relacionadas con la dieta (obesidad, enfermedades cardiovasculares, diabetes tipo 2, síndrome metabólico, ciertos tipos de cáncer…) son alarmantes.
  • El efecto protector sobre la salud de una buena adherencia a una dieta de tipo mediterráneo se ha puesto en evidencia en numerosas ocasiones por estudios científicos y médicos desde la década de 1960.

Nuestra responsabilidad

Cada uno de nosotros tenemos responsabilidad en este asunto. Si dejamos de comer en familia, de disfrutar de conversaciones alrededor de la mesa descubriendo a nuestros hijos sabores naturales, buenos alimentos y condimentos naturales, y lo sustituimos por una visita al restaurante de comida rápida de turno, ¿qué herencia dietética y cultural les estamos dejando? Estamos creando una generación de niños con sobrepeso cuyo máximo placer gastronómico es ir al McDonald´s e incapaces de comer si no embadurnan la comida de ketchup.

Y estamos contribuyendo, a una pequeña escala que se agiganta si sumamos la de toda la población, a acabar con la riqueza medioambiental y la sostenibilidad de todas nuestras regiones. Porque detrás de cada una de nuestras decisiones de consumo hay muchas implicaciones. Cuando cogemos el carro y lo vamos arrastrando por el supermercado llenándolo con los productos que vemos en los estantes, estamos haciendo mucho más que la compra. Por supuesto, estamos implicando a nuestra salud en esas decisiones, pero también estamos dejando una huella en el medioambiente y en las economías de los productores de nuestras regiones.

El verano es un magnífico momento para recuperar la dieta mediterránea, utilizando alimentos frescos de temporada que además exigen preparaciones más sencillas, acordes al buen tiempo. Y también para recuperar las comidas en familia y con amigos y el placer de la charla en torno a la mesa.
Si está de acuerdo en que debemos recuperar las bases de nuestra dieta, le animo a que también involucre a sus amigos y familiares. buenas y saludables ideas.
¡A su salud!
Juan-M. Dupuis

jueves, 6 de julio de 2017

Batidos refrescantes y saludables para cada día de la semana

Batidos refrescantes y saludables para cada día de la semana

Los batidos de frutas y verduras orgánicas de toda la vida original y delicioso con el que además podrá cuidar su salud este verano: 

Ingredientes (para un mínimo de 2 personas):
  • 1 aguacate.
  • 1 puñado generoso de espinacas frescas.
  • 8 cubitos de hielo.
  • 350 ml de zumo de piña natural.
  • 2 kiwis.
Elaboración 

Meta todos los ingredientes en una batidora lo suficientemente potente como para triturar el hielo. 

Bata y después compruebe la consistencia. Si el batido ha quedado demasiado espeso, añada un poco de agua y vuelva a batir. 

Y… ¡listo! Ya puede disfrutar en casa de este delicioso batido; ¡le encantará tanto a usted como a toda su familia!

Un smoothie muy equilibrado

Este batido contiene dos de los mejores superalimentos del mundo: las espinacas y el aguacate. 

Las espinacas están llenas de clorofila, que bloquea la acción cancerígena de los compuestos derivados de cocinar a la parrilla las carnes y las verduras, entre otros.

También son ricas en potasio, ideal para las personas que sufren hipertensión porque contrarresta el exceso de sodio en el cuerpo. 

Las espinacas son incluso más ricas en calcio que los productos lácteos, pero es que además también poseen vitamina K, indispensable para la correcta absorción de ese calcio y para reducir por tanto el riesgo de fracturas. 

Además, contienen hierro y vitaminas A y C indispensables para una piel bonita y para un cabello abundante y sano. 

¡Y sus beneficios no se quedan ahí! Pero yo sí debo dejarlo aquí para hablarle también del resto de protagonistas de este delicioso batido: 

El aguacate, por su parte, contiene grasas monoinsaturadas, buenas para el corazón, así como vitamina K, antioxidantes (en concreto, luteína y zeaxantina) y gran cantidad de potasio (más que los plátanos, por ejemplo).  

La piña es también rica en potasio, manganeso y magnesio, pero lo más destacable de ella es, sin embargo, que contiene una enzima única, la bromelina. 

Los estudios han demostrado que esta enzima alivia los dolores articulares y, de hecho, se prescribe para acelerar la recuperación tras lesiones deportivas u operaciones.

Por último, los kiwis están llenos de vitaminas que actúan como antioxidantes para regenerar la piel y combatir su envejecimiento desde el interior.  

Además, no hay que olvidar que todas estas frutas y verduras son ricas en fibra, con lo que también ayudan a regular su tránsito intestinal.

martes, 4 de julio de 2017

El juego de la vida




La tolerancia consiste en crear un espacio para desarrollar una interacción de calidad con los demás. La calidad es el resultado de la igualdad.

Debemos comprender que todos los seres tienen cualidades innatas positivas y que cada uno de nosotros tiene una parte eterna en nuestro interior que debemos expresar de la manera única que nos caracteriza a todos.

Cuando fomentemos esta igualdad de visión, respetaremos, aceptaremos y apreciaremos la existencia de los demás. Esta coincidencia ordenada, de unos con otros, complementa la diferencia.

Para cada uno, ser único ofrece algo diferente pero necesario para el total. Así es como se supone que es el juego de la vida.


Extracto del libro:
LA BÚSQUEDA DEL BIENESTAR
Utiliza tus ocho poderes
Ed. Brahma Kumaris

sábado, 1 de julio de 2017

¿Cuál es más sana, la mantequilla o la margarina ?

mantequilla o margarinaMuchas veces he contestado a la pregunta : cuál es más sana, la mantequilla o la margarina ?
y la respuesta es bastante sencilla: la mantequilla !
En cuanto a la energía que aporta cada una podemos decir que es la misma ya que los dos, químicamente hablando son lípidos. Por lo tanto aportan aproximadamente 9 calorías por gramo.
La mantequilla no posee los alérgenos comunes de otros lácteos como la lactosa (azúcar) y la caseína (proteína)., tiene colesterol y grasas saturadas. También es una fuente de vitaminas liposolubles.
Pero el colesterol no es el problema. Las observaciones de muchos profesionales de la salud natural indican que la química del cuerpo equilibrada es la clave para normalizar el colesterol. Dr. William Koch escribió:
“… El colesterol no es ningún problema cuando la combustión de los alimentos es eficiente y la generación de energía de los alimentos es la adecuada ”
La mayor parte del colesterol es fabricado dentro del cuerpo. Un máximo de aproximadamente 4% de todo el colesterol proviene de la dieta. El colesterol es la materia prima de las hormonas del estrés (suprarrenales) y las hormonas sexuales. El cuerpo suele reaccionar al estrés produciendo más colesterol. Esto permite que el cuerpo produzca más hormonas del estrés para el “combate”.
Pero el  problema realmente aparece cuando nos preguntamos cual de las dos se acerca más a un alimento en su estado natural. Y decididamente no es la margarina.

La principal diferencia entre ellas es que la margarina es de origen vegetal y la mantequilla es de origen animal.
Luego, sabiendo que la principal diferencia entre un lípido de origen vegetal con uno de origen animal es que el primero permanece líquido a temperatura ambiente y el segundo es sólido.
Obviamente vemos que la mantequilla cumple con ésta ley física y la margarina no.
Y no la cumple porque a la materia prima del aceite vegetal con el que se fabrica la margarina, la cual es un aceite vegetal refinado y extraído con procedimientos químicos y a altas temperaturas  (no ha sido conseguido por métodos mecánicos, prensados en frío)  ha sido “hidrogenada“. Éste es el proceso de adulteración química necesaria para que un lípido de origen vegetal se mantenga sólido a temperatura ambiente. Las altas temperaturas además destruye las vitaminas que pudiera tener originalmente.
Por la hidrogenación pasa a ser mayormente una grasa saturada en lugar de insaturada con el agravante de que es en la forma “trans”.
Según Wikipedia las “grasas trans son mucho más perjudiciales que las saturadas presentes en la naturaleza (con forma cis), ya que son altamente aterogénicas y pueden contribuir a elevar los niveles de lipoproteínas LDL y los triglicéridos, haciendo descender peligrosamente los niveles de lipoproteínas HDL. Ejemplos de alimentos que contienen estos ácidos grasos son: la manteca vegetal, margarina y cualquier alimento elaborado con estos ingredientes.
Como dijo un gran especialista en el mundo en materia de grasas: ” si a la margarina le añadimos un proceso de hidrogenación más lo convertiríamos en pástico”

Mi consejo: aléjese de todo alimento adulterado químicamente.
Como saberlo es el problema verdad ?
Sólo piense en como lo ha hecho la naturaleza y cuanto se ha alejado de ello por la manipulación de la industria para sus fines económicos.
Muybio

jueves, 29 de junio de 2017

Tratamiento diario de curación

Decretar por 21 días con fe y tranquilidad

Solicito, humildemente, a Dios Padre, su bendición y protección y en su nombre Yo afirmo:

El espíritu de Dios está activo en mí, fluye por todo mi cuerpo físico, como una corriente purificadora, limpiadora, sanadora , curativa que elimina toda obstrucción y trae paz, salud y armonía a todo mi cuerpo. El espíritu de Dios en Mi, limpia, perdona, sana y purifica todo karma y causa, emocional, mental, espiritual o hereditaria que ocasiona enfermedad, obstrucción y vejez en mi cuerpo. Soy eternamente vigoroso, joven y radiante de vida. Estoy alegre, animado, vivaz y libre. Me levantaré por la mañana lleno de energía radiante y con la fortaleza necesaria para llevar a cabalidad todas mis obligaciones del día.

Eternamente agradecido

martes, 27 de junio de 2017

10 actitudes que delatan a una persona tóxica



Construir relaciones forma parte de la vida. De hecho, las relaciones son una increíble fuente de bienestar, nos brindan el apoyo que necesitamos en los momentos difíciles y nos regalan alegría.

Sin embargo, hay ocasiones en que las relaciones no nos aportan nada positivo, al contrario, se convierten en una fuente de estrés y sufrimiento.

Esto nos sucede cuando nos relacionamos con personas tóxicas, personas que nos roban nuestra energía y entusiasmo, afectando profundamente nuestro equilibrio emocional.

¿Por qué caemos en las redes de una persona tóxica?

Algunas personas se ven involucradas en relaciones tóxicas, sin apenas darse cuenta. De hecho, se trata de un problema bastante usual ya que no siempre somos capaces de captar a la primera las verdaderas intenciones de la persona. ¿Por qué?

– Estás en una etapa vulnerable. Si te has mudado de ciudad o has perdido a una persona querida, es probable que te sientas solo y estés atravesando por una fase en la que eres particularmente vulnerable. Tener a alguien a tu lado, una pareja o un amigo, sería de gran ayuda, por lo que es normal que bajes las defensas y dejes entrar en tu vida a las personas tóxicas.

– Han alimentado tu ego. Las personas tóxicas son excelentes manipuladores, por lo que en un primer momento suelen mostrarse solícitas y encantadoras. De hecho, es probable que se hayan introducido en tu vida diciéndote lo que deseabas oír, cuando nadie más estuvo dispuesto a hacerlo. Al colmar alguna de tus expectativas, tu ego creció y te impidió ver la realidad, convirtiéndose en una especie de cristal a través del cual veías solo los aspectos positivos de esa relación.

– Quieres obtener aprobación. Desear agradar a toda costa, en la búsqueda de la aceptación de los demás, suele conducir a establecer relaciones tóxicas. En este caso, la persona se da cuenta de que el otro es un manipulador pero no encuentra la manera de deshacerse de sus redes porque cree que cualquier negativa por su parte, le hará parecer descortés o le privará de la aprobación que tanto necesita.

¿Cómo reconocer a una persona tóxica?

Cuando la persona tóxica es alguien cercano, como un amigo, un familiar o incluso nuestra pareja, es difícil reconocerle ya que los sentimientos nos juegan una mala pasada. Sin embargo, compartir nuestro día a día con una persona así puede llegar a ser muy desgastante y, a la larga, terminará por contagiarnos su negatividad. Por eso, el primer paso para ponerle fin a ese tipo de relación, consiste en ser conscientes de que se trata de una persona tóxica.

1. Se centra siempre en el lado negativo de las cosas

Es normal que en ocasiones miremos la vida con un prisma negativo, sobre todo cuando las cosas nos han salido mal. Sin embargo, hay personas profundamente pesimistas, que siempre ven el vaso medio vacío, que no son capaces de apreciar los aspectos positivos sino que siempre se centran en los errores y problemas. Obviamente, tener a este tipo de personas a nuestro lado puede ser desgastante y muy desmotivador porque terminaremos contagiándonos con su negatividad.

2. Nunca escucha tus problemas

Se trata de la típica persona que acude a ti cada vez que tiene un problema pero que no está dispuesta a escuchar tus dificultades y brindar apoyo emocional. Esta persona espera que estés a su lado cuando lo necesite pero no está dispuesta a brindar su ayuda. De hecho, es probable que le estés contando tus problemas y termines compadeciéndote de los suyos, que son infinitamente menores. Obviamente, una persona así solo traerá más carga a tu vida y te hará sentir solo.

3. Siempre está dispuesta a señalar tus defectos

Todos tenemos defectos y, en ocasiones, tener a una persona al lado que sea honesta y los señale, es importante para crecer y superarnos. Sin embargo, la línea entre la honestidad y la hipercrítica es muy sutil y se puede traspasar con facilidad. Una persona que siempre esté dispuesta a señalar tus errores y defectos, que siempre tiene la crítica preparada, pero a la que le cueste reconocer tus logros y aptitudes, es una persona tóxica que, en vez de ofrecerte el apoyo que necesitas, minará tu autoestima y autoconfianza.

4. Te saca de quicio a menudo

Es normal que en las relaciones interpersonales, haya momentos de fricción, dados por los desencuentros de opiniones e intereses. Sin embargo, las personas tóxicas siempre se las arreglan para molestarte y hacer que termines experimentando emociones negativas, ya sea porque te has enfadado o porque te sientes culpable. Si cada vez que te encuentras con una persona, pierdes tu equilibrio emocional y terminas sintiéndote mal, es probable que se trate de alguien tóxico que no necesitas tener en tu vida.

5. No tiene en cuenta tus sentimientos

La mayoría de las personas tenemos un mínimo de empatía ya que se trata de una habilidad esencial para sobrevivir en nuestra sociedad. La empatía no solo nos permite ponernos en el lugar del otro sino también equilibrar nuestras palabras y actitudes, para no dañar a nuestro interlocutor. Sin embargo, a la persona tóxica no le interesan tus sentimientos, por lo que no tiene reparos en pisotearlos porque su prioridad absoluta es ella misma.

6. Te presiona para que hagas cosas con las que no te sientes a gusto

Las personas tóxicas son profundamente egoístas, por lo que no suelen tener reparos para presionarte, con tal de lograr su objetivo. Esta persona siempre vela por sus intereses y nunca está dispuesta a dar su brazo a torcer, por lo que recurre a diferentes métodos de manipulación para presionarte y lograr que tomes decisiones que van en contra de tus valores, necesidades y deseos. De hecho, si no estás atento, puedes terminar atado de pies y manos, viviendo una vida que no te apetece, solo porque la persona que se encuentra a tu lado te presiona continuamente.

7. Te llena de dudas

De vez en cuando, es necesario tener a un Pepito Grillo que nos indique los riesgos que tendremos que afrontar al tomar determinadas decisiones. Sin embargo, hay personas que solo son capaces de ver las dificultades y su único objetivo es sembrar las dudas. No se trata de la típica persona cauta sino de alguien que emprende la vida con miedo, que no se atreve a salir de su zona de confort y que no quiere que los demás lo hagan. Por eso, se dedica constantemente a boicotear cualquier proyecto, sembrando la inseguridad. Estas personas son especialistas en cortar las alas y borrar los sueños.

8. Traspasa continuamente tus límites

Existen personas profundamente invadientes, que no respetan tus derechos y cruzan continuamente tus líneas rojas. Es como si siempre estuvieran tensando la cuerda, para comprobar hasta dónde puede llegar tu paciencia. Estas personas invaden continuamente tu espacio personal, te roban el tiempo, y esperan que siempre estés dispuesto a responder cuando te necesitan, si no lo haces, es probable que recurran a la manipulación emocional para hacerte sentir culpable.

9. Nunca asume su responsabilidad

Una persona que nunca asume su responsabilidad, que tiene un locus de control externo, es alguien difícil de manejar porque siempre estará quejándose. Como la responsabilidad nunca es suya, siempre estará buscando chivos expiatorios en los cuales depositar la culpa, por lo que no es extraño que te conviertas en uno de ellos. Se trata de niños pequeños, personas que no han madurado y que ponen toda su responsabilidad sobre tus espaldas, haciendo que cargues un fardo que no te corresponde.

10. Se resiste a cambiar

En muchas ocasiones, cuando queremos mantener determinadas relaciones, nos vemos obligados a cambiar, es un proceso normal a través del cual nos adaptamos al otro. Sin embargo, en una relación, es necesario que ambos cambien, que cada cual recorra una parte de la distancia que le separa del otro. Si una de las personas nunca está dispuesta a dar su brazo a torcer y no quiere cambiar, o ni siquiera lo intenta, entonces es mejor dejar de lado esa relación porque no existe compromiso ni voluntad para que la relación funcione.

Por supuesto, una vez que detectes a este tipo de persona y conozcas sus tácticas de manipulación, tendrás que aprender a tratar con ellas.

domingo, 25 de junio de 2017

jueves, 22 de junio de 2017

Dime cómo duermes y te diré cómo eres


Un reciente estudio revela que la posición en la cual duermes no solo te hará sentir más descansada o agotada por la mañana, también dirá mucho de tu personalidad.
Si quieres saber algo más sobre una persona que recién acabas de conocer, nada como preguntarle la postura que adopta al dormir.
De acuerdo al especialista británico en lenguaje corporal Robert Phipps, el modo que pasas la noche no solo tendrá un alto impacto en qué tan estresada o renovada te levantes por la mañana.
También dirá mucho sobre tu temperamento. En un reciente estudio, realizado en conjunto con el hotel Premier Inn (una importante cadena hotelera inglesa), Phipps analizó este fenómeno y definió los significados de cada posición.
Por su parte, Chris Idzikowski, director del Servicio de Asesoramiento y Consulta del Reino Unido y autor de una gran cantidad de libros (entre ellos, “Aprender a dormir bien”), afirma que la ventaja de observar a alguien cuando duerme es que no tiene consciencia de la imagen que proyecta, y por eso las conclusiones de su análisis son mucho más transparentes. Aquí definimos sus tipologías.
image

Posición fetal. Si eres de esas personas que duermen en la posición en que originalmente descansaban en el útero materno, Idzikowski dirá que eres una persona dura por fuera, pero sensible por dentro. Y si bien puedes ser tímida cuando conoces a alguien por primera vez, al poco tiempo te relajas.
Esta es una de las posiciones más comunes, tanto en hombres como en mujeres. Por su parte, el doctor Phipps aporta que al contrario de quienes duermen boca abajo, la posición fetal implica necesariamente una búsqueda de comodidad. Así, cuanto más curvada esté la persona, más confortable se sentirá. Sin duda, desde un punto de vista físico, esta es la posición que más descansada te hará sentir por las mañanas.
El tronco. Esta posición es la de quienes duermen de costado, en forma muy rígida: con las dos piernas y manos completamente estiradas paralelas al cuerpo. Si este es tu caso, probablemente seas una de esas personas fáciles de tratar, sociables y que disfrutan de ser parte de un grupo.
También confías rápidamente en personas que apenas conoces, y por eso en ocasiones puedes pecar de inocente. Como se puede suponer, esta posición es muy poco aconsejable si se necesita un descanso profundo. En efecto, según Phipps, las personas que duermen demasiado rígidas, probablemente amanezcan mucho más adoloridas y contracturadas de lo que estaban cuando se fueron a dormir. En estos casos, lo más aconsejable es realizar ejercicios de respiración o relajación para suavizar sus efectos.
El ansioso. Si te tomaran una fotografía mientras duermes, tu serías una de esas personas que descansan sobre un costado, y estirando ambos brazos hacia delante. Idzikowski afirmaría, por tanto, que eres por naturaleza abierta, si bien puedes llegar a mostrarte suspicaz y cínica. Te cuesta mucho decidirte, pero una vez que lo haces es difícil que puedas cambiar de opinión.
Dormir con los brazos estirados a un lado, manifiesta una búsqueda, sea de sueños, o también un sondeo de la persona hacia sí misma. Para el doctor Phipps, estas personas siempre buscan y esperan buenos resultados. Por eso, tras una noche de descanso, amanecerán renovadas y ansiosas por enfrentar los desafíos que les depara el nuevo día.


El soldado. En tu caso, descansas recostado sobre tu espalda, con ambos brazos estirados a ambos lados del cuerpo. Pues bien, eres una persona generalmente callada y bastante reservada. No te gustan las discusiones ni los conflictos. Además, eres exigente con las personas y contigo misma: el estándar que manejas para evaluar a las personas es ciertamente más alto que el normal.
Esta postura, como cualquier otra que sea boca arriba, no genera un buen descanso por las noches. Según el doctor Idzikowski, las personas que tienden naturalmente a esta posición serán de las que tengan problemas como ronquidos y hasta insomnio. Además, su sueño será menos profundo, de modo que cualquier sonido o movimiento puede llegar a interrumpirlo.
Caída libre. Boca abajo, con los brazos flexionados hacia arriba, a ambos lados de la almohada, y con el rostro hacia un lado: esta es tu manera de dormir, y tiene su significado. Para Idzikowski, si bien sueles mostrarte enérgica e impetuosa, en el fondo eres una persona nerviosa y muy sensible. No disfrutas de las críticas y mucho menos de las situaciones extremas.
Esta posición es, desde un punto de vista postural, la peor de todas para descansar. Phipps afirma que quienes la eligen, suelen levantarse al día siguiente sintiéndose muy cansados (casi como si no hubieran dormido en absoluto), y carentes de energía. Esto es coherente con la sensación de tener escaso control sobre sus vidas.

Pez estrella. Contrario a la posición anterior, tu duermes boca arriba, si bien también flexionas los brazos hasta llegar a ambos lados de la almohada, y llevas tu rostro a un lado. Eres de ese tipo de persona que hace amigos fácilmente, porque siempre estás lista para escuchar a los demás y ofrecerles tu ayuda cuando sea necesario. Eso sí: no disfrutas siendo el centro de atención.
Así como en la postura de El soldado, el descanso boca arriba no es tan beneficiosa ni para la digestión ni para el descanso.

Lamentablemente, según lo afirman los resultados del doctor Idzikowski, es muy difícil que una persona cambie su posición al dormir. Tan solo el 5% de los entrevistados afirmó cambiar de postura cada noche.

domingo, 18 de junio de 2017

El mapa del camino a casa



Imagínese que un pájaro se encuentra tan a gusto en su nido que, aunque de cuando en cuando se posa en la rama sacando pecho y agitando las plumas, jamás siente deseos de volar, ni siquiera se da cuenta de que lo podría hacer. 

Jamás ha conocido la estimulante libertad del vuelo, jamás ha sentido el viento entre sus alas. Piensa que los otros pájaros, que vuelan a su alrededor, son tontos.

De una forma bastante similar, nosotros nunca abandonamos realmente el nido. Nuestros pensamientos habituales se transforman en nuestra zona de bienestar y cada pensamiento repetitivo es como una ramita en el nido. Nunca conocemos nuestra naturaleza ilimitada ni sentimos la brisa de la verdadera libertad a través del espíritu, ni vemos la asombrosa belleza de nuestro propio ser. 

Hasta los pensamientos: “Soy un alma” y “Soy un ser de paz” deben, con el tiempo, ser puestos en libertad, para que podamos experimentar efectivamente su verdad más profunda.

En el mundo interior del espíritu, los pensamientos son como el mapa, pero no son el territorio ni la realidad de la experiencia. Pensar: “Soy un alma” no es estar en consciencia-alma, pero es un comienzo esencial. Los mapas son importantes y necesarios hasta que conocemos de memoria el camino a casa.

sábado, 10 de junio de 2017

El origen extraterreste de la raza humana

LOS DIOSES SINIESTROS
La noción de que la humanidad fue creada por algún tipo de manipulación genética extraterrestre, de acuerdo a algunos investigadores, es la base actual de las historias de la creación, encontradas en los registros Sumerios antiguos y los posteriores escritos Hebreos. Esta idea es planteada en detalle en la obra del académico israelí Zecharia Sitchin, quien utiliza los registros Sumerios para argumentar que el moderno Homo-Sapiens fue creado por seres del espacio exterior llamados “Nephilim“. Él cree que losNephilim crearon a los humanos mediante la modificación genética del Homo-Erectus.
 
En 1989, la hipótesis radical de Zecharia Sitchin avanzó a otro nivel con la publicación del libro “The Gods of Eden” (Los Dioses del Edén), apropiadamente subtitulado: “The chilling truth about extraterrestrial infiltration – and the conspiracy to keep humankind in chains” (La escalofriante verdad acerca de la infiltración extraterrestre – y la conspiración para mantener a la humanidad encadenada). El autor, un abogado californiano con el seudónimo William Bramley, recopiló las principales investigaciones anteriores sobre el tema de los“astronautas ancestrales” y las reunió con una particular visión conspiratoria de la Historia.
La chocante tesis de Bramley, que confronta casi todas las creencias populares, es la siguiente:


“Los seres humanos parecen ser una raza esclavizada reproduciéndose en un planeta aislado de una pequeña galaxia. La raza humana fue una vez fuente de mano de obra para una civilización extraterrestre, para la cual seguimos siendo su posesión. Para mantener el control sobre su posesión y mantener a la Tierra como una especie de prisión, esa otra civilización ha alimentado un interminable conflicto entre los seres humanos, ha promovido la decadencia espiritual y ha creado en la Tierra condiciones irreversibles de penuria física. Esta situación ha existido por miles de años, y aún continúa hasta nuestros días.” (The Gods of Eden).
La idea de que la Humanidad es el producto de una ingeniería genética, conducida por extraterrestres provenientes de alguna parte, fuera de nuestro pequeño planeta, desafía tanto a la evolución darwiniana como al creacionismo. ¿Acaso los dogmas de la ciencia y la religión nos han cegado la verdad acerca de nuestros orígenes?
La Iglesia Cristiana proclama que un supuesto omnisciente, todo-poderoso “Dios”, creó a nuestros primeros padres del “barro”, de manera parecida a como el alfarero moldea la arcilla. Sólo cuando Adán y Eva rompen con las reglas de su Creador son sujetos al dolor, la enfermedad y la muerte. Por desobedecer a este “Dios” también condenaron a su descendencia —a toda la Humanidad— a ser “pecadores”. El Cristianismo deriva su infortunado relato sobre Adán y Eva del primer libro de la Biblia Hebrea o Antiguo Testamento: el Génesis.
Si interpretamos la Biblia literalmente, asumiendo que se trata de un documento histórico infalible, se nos presenta un “Dios” (Jehovah oYahvé) quien, por su propia palabra, admite ser celoso, colérico y vengativo. El temor del “Señor” (Jehovah) aparece enfatizado constantemente a través del Antiguo Testamento. Se espera de Él que recompense a aquellos que lo adoran y que mantienen la observancia de la ley ritual, gratificando sus deseos mundanos por posesiones materiales y poder. No se puede dejar de notar que este cruel, sanguinario y egoísta “Dios” se asemeja grandemente a los caprichososdioses Sumerios.
image
De acuerdo al Génesis, este “Dios”, demasiado humano, desconocía que sus apreciados humanos habían echado a perder su creación al comer la “fruta prohibida”. Después de esto, habiendo expulsado a la primera pareja humana del Paraíso, amenazó a sus descendientes con su cólera hasta el día en que ahogó al mundo entero con un diluvio.
Este “Dios” Jehovah, como el historiador Gibbon observa en su obra “The Decline and Fall of the Roman Empire “, (Declinación y caída del Imperio Romano; Nota de AFR) es un,


“ser propenso a la pasión y al error, caprichoso a su favor, implacable en su resentimiento, celoso de su supersticiosa adoración, y confinando su providencia parcial a una simple persona y a su transitoria vida.”
La investigación indica que la Biblia Hebrea, lejos de ser un texto histórico infalible creado por un Ser Supremo, resulta ser una gran revisión compilada de por lo menos dos trabajos completamente separados. Reunidos en el Libro del Génesis existen dos trabajos separados conocidos por los académicos como las tradiciones del Norte “E” y las del Sur “J”,las cuales son complementadas por revisiones e inserciones adicionales. En la “E” (que contiene los pasajes referentes a los Elohim) reside la tradición pre-Judaica de la gente del Norte, quienes exaltaban al Más Elevado Dios, El, y a los subordinados Elohim. Los pasajes correspondientes a “J”, o Jehovistas, describen una entidad totalmente foránea, el malvado Jehovah (YHWH), el “Señor”. De acuerdo a Max. J. Dimont, en “Jews, God and History ” (Judíos, Dios e Historia; Nota de AFR):


“En el siglo quinto A.C. los sacerdotes Judíos combinaron porciones de los documentos ‘J’ y ‘E’, añadiendo un pequeño aporte personal (conocido como el fraude piadoso); los documentos resultantes se conocen como ‘JE’, ya que Dios en estos pasajes es nombrado como ‘Jehovah Elohim’ (traducido como ‘Señor Dioses‘).”
A esto se debe que encontremos, dentro de la Biblia, imágenes contradictorias y conflictivas del Supremo Dios. Encontramos a Jehovah,un dios tribal, enmascarando al Ser Supremo. Los primeros capítulos del Génesis describen un combate impresionante entre dos poderes rivales. Por un lado está el Más Elevado Dios y Sus Elohim, quienes crean mediante su propio espíritu manifestado; y por el otro lado está el malévolo Señor Dios, Jehovah, quien creó a un ser sintético compuesto de ‘barro’.Jehovah resulta ser Satanael, un Elohim que se levantó en rebelión contra el Supremo Dios. Aunque posteriormente nombrado el Único Dios, inicialmente los Hebreos conocían a Jehovah sólo como uno más de los muchos Elohim. Ellos citan el Canto de Moisés para distinguir entre el Más Elevado y el Jehovah usurpador:

“Cuando el Altísimo repartió las naciones, cuando distribuyó a los hijos de Adán, fijó las fronteras de los pueblos, según el número de los hijos de Dios; mas la porción de Yahvé fue su pueblo, Jacob su parte de heredad”.
(Deuteronomio 32:8-9).
Los Cristianos Gnósticos de los primeros siglos, quienes preservaron las enseñanzas originales de Jesús, hacían una distinción entre el Padre Celestial y el dios de la Biblia Hebrea. Jehovah (YHWH) no era el Padre revelado por Jesús. Mientras la Biblia Hebrea revelaba a un dios tribal, el Dios de Jesús era el Ser Supremo Universal de toda la humanidad. El dios Hebreo era un dios de temor, el Padre Celestial de Jesús era un Dios de amor. De hecho, Jesús nunca se refirió al Padre Celestial como Jehovah. El Evangelio Gnóstico de Pedro establece que los Hebreos se encontraban bajo la ilusión o engaño de que conocían al Ser Supremo, pero eran ignorantes del mismo, y conocían sólo a un falso dios, un impostor, cuya naturaleza verdadera era desconocida para ellos.
Los Gnósticos, basados en su profundo estudio del Libro del Génesis, exponen a Jehovah como Satanael el Demiurgo, el poder creativo de este caído mundo material, que es hostil al Ser Supremo. Un maestro Gnóstico dijo cómo el Padre desconocido creaba a los ángeles, a los arcángeles, potestades y dominaciones. El mundo, sin embargo, y todo en él, fue construido por siete ángeles particulares, y el hombre también es obra de los ángeles. Estos ángeles él los describió como artesanos flojos y rebeldes.
Saturninus (90-150 D.C.), quien estableció una importante comunidad Gnóstica en Siria, enseñó que el Único Dios Verdadero, el Padre Celestial revelado por Jesús, habita en el más elevado Reino de la Luz. Entre este trascendente Reino de Luz y nuestro mundo finito existe una vasta jerarquía de arcángeles, ángeles y poderes espirituales; los constructores del Universo y los diseñadores del Hombre. Por necedad y vanidad,Satanael se rebeló contra el Reino de la Luz, liderando a un grupo de ángeles seguidores. Satanael y sus lacayos maquinaron atrapar a seres espirituales en cuerpos físicos. Saturninus contó cómo el ángel creador, Satanael, procuró crear cuerpos físicos humanos a imagen de seres espirituales. De esta manera ellos planearon mantener a los seres espirituales permanentemente atados a cuerpos físicos.
En el recuento de la creación de Saturninus, Satanael, el ángel creador, sólo pudo formar un androide primitivo. Fue necesario animarlo con un ser espiritual de los reinos superiores. Entonces,Satanael atrajo de los reinos celestiales, hacia su universo carente de alma, una “chispa de luz” y la atrapó dentro del cuerpo material de Adán. De acuerdo a Apelles, otro antiguo maestro Gnóstico, los seres espirituales fueron seducidos para descender desde su lugar en los reinos celestiales por la oportunidad de tener una experiencia física, siendo luego atados a cuerpos de carne mediante las maquinaciones de Jehovah. Generación tras generación la “chispa de luz” se incorporó en las formas humanas. Pronto, estos seres espirituales fueron absorbidos tanto en el mundo material que perdieron toda conciencia de su origen en el Reino de la Luz. Se encontraron a sí mismos capturados en el mundo de Satanael el Demiurgo. De hecho, se convirtieron en esclavos de su malévolo creador.
La Iglesia Católica, al aceptar la Biblia Hebrea en su interpretación literal, confunde a Jehovah el dios tribal con el Ser Supremo. Imitando a la antigua Israel, la Iglesia se establece como un imperio político y religioso. Sólo los Cristianos Gnósticos permanecieron en su camino. Los Gnósticos pronto se encontraron siendo denunciados viciosamente como herejes, mientras que sus libros sagrados eran robados y quemados. Gracias al descubrimiento milagroso de algunas escrituras Gnósticas en Nag Hammadi, Egipto, hace cincuenta años, podemos tener una mejor comprensión de las comunidades Cristianas Gnósticas de los primeros siglos de nuestra era.
Un trabajo Gnóstico descubierto en Nag Hammadi denominado el Apocalipsis de Adán, es un recuento de la creación de Adán y Eva. Este libro, que data del primer siglo, pudo haber sido un intento de reconstruir el Génesis original. Dice que Adán declaró:


“Cuando dios me creó de la tierra, junto con Eva tu madre, estaba con ella en la gloria, la cual ella había visto en el Eón de donde hemos venido (Reino de la Luz). Ella me enseñó una palabra de conocimiento del Dios eterno. Y nosotros nos asemejábamos a los grandes ángeles eternos, porque éramos más grandes que el dios que nos había creado y que los poderes en él, a quien no conocemos.
Entonces dios (el Demiurgo/Satanael), el regente de los eones y de los poderes, en cólera nos dividió. Entonces nos convertimos en dos eones. Y la gloria en nuestros corazones nos abandonó. Después de aquellos días, el conocimiento eterno del Dios de la Verdad (Padre Celestial) se retiró de mí y de tu madre Eva. Desde ese momento aprendimos acerca de las cosas muertas, como el hombre. Entonces reconocimos al dios (Demiurgo) quien nos había creado. Nosotros no le éramos extraños a sus poderes. Y le servimos a él en temor y esclavitud.”
Los Gnósticos entendieron que existen muchas órdenes diferentes de seres. Sus escritos refieren numerosas jerarquías de entidades espirituales, tanto de la Luz como de la Oscuridad. Estos seres no sólo se mueven en frecuencias sutiles, sino que pueden tomar formas en la dimensión física. Como los Esenios y Jesús, los Gnósticos reconocían la habilidad de los “ángeles” de poder corporificarse. Los ángeles caídos eran a menudo referidos como regentes o Arcontes, y el jefe de los Arcontes era conocido por varios nombres como Satabael, Jehovah, Ildabaoth, Sacklas, Satán, Sammael, etc. Ellos poseían el poder para crear cuerpos y creían ser “dioses”. Como consecuencia de su estado degenerado le eran hostiles a la humanidad y evitaban que esta adquiriera su liberación espiritual.
John A. Keel, autor de “Disneyland of the Gods “, y “Our Haunted Planet ” (“Disneylandia de Dioses” y “Nuestro planeta cazado“; Nota de AFR), argumenta que el creciente interés aparecido a finales del siglo XX, en relación a los extraterrestres, alienígenas y OVNIS, es solamente una versión moderna de las mismas fuerzas que otras personas y culturas alguna vez identificaron como “demonios” o “ángeles caídos”:


“Los platillos voladores son meramente otro marco de referencia que nos provee de explicaciones aceptables para algunos de estos grotescos eventos. Un fenómeno invisible está acechándonos constantemente y manipulando nuestras creencias. Sólo vemos lo que ellos eligen que veamos, y usualmente nosotros reaccionamos.
“La idea de que el cuerpo humano es el resultado del trabajo de ángeles creadores malévolos es notablemente parecida a la idea de extraterrestres involucrados en ingeniería genética para “crear” al homo-sapiens. ¿Estamos tratando con el mismo fenómeno? ¿Conocían los Gnósticos la verdad acerca del verdadero origen del hombre y de los poderes invisibles que buscan mantener a los seres humanos atados? ¿Son los malévolos ángeles creadores quienes, según los Gnósticos, secuestran a seres espirituales y los atrapan en cuerpos físicos, los mismos dioses creadores extraterrestres de Sumeria? Considere la siguiente observación de un académico Gnóstico, el Dr. Stephan Hoeller:


“Los ángeles estelares y otros espíritus regentes aparecen como tiránicos, limitando las agencias en esta visión Gnóstica. Ellos son usurpadores que señorean sobre la humanidad y la creación con el fin de acrecentar su propia importancia y gloria. Le incumbe entonces a los conocedores realizar esto y alejarse tanto como sea posible de la influencia de estos poderes. El predicamento existencial de la vida humana radica en la incómoda dominación que ejercen estos dioses menores sobre el espíritu de los seres humanos, y de la cual sólo la realización de la Gnosis puede extraerlos.” (Jung and the Lost Gospels ).


Los ángeles creadores o Arcontes también se caracterizan como poderes terribles o fuerzas de ilusión y negatividad. Son como carceleros de una prisión, buscando mantener a sus cautivos humanos atados a la Tierra. Atrapado en las ilusiones de la existencia material, el hombre cree que es solamente un cuerpo y no logra darse cuenta de la verdad acerca de su origen. Esta condición perpetúa la ceguera espiritual, dejando a la Humanidad cautiva de los Carceleros.
Sin embargo, los Gnósticos nunca cesaron de proclamar que el Verdadero Ser del Hombre no es su cuerpo, y el mundo material definitivamente no es su verdadero hogar. El Hombre es un ser espiritual y su propósito es la realización de su Ser Superior, esa chispa de luz exiliada en el cuerpo físico. Su destino es retornar al Reino de la Luz, su verdadero hogar más allá de las estrellas.
Debemos despertar y tomar conciencia de nuestro origen, de dónde venimos, cómo fuimos atrapados en este planeta, y cómo podemos lograr la liberación